Únete a nuestra comunidad de bon vivants castizos y recibirás mi guía para exprimir Madrid en 48 horas.

X

X

VizEat. La mejor experiencia foodie para vivir Madrid de cerca.

Recientemente he descubierto una nueva manera de disfrutar de la gastronomía en Madrid. Diferente a todo lo que había hecho antes. Ni restaurantes con estrella Michelin, ni bares efímeros ni nada de eso. Esta vez voy a probar VizEat, una de las comunidades de anfitriones foodies más importantes del mundo.

VizEat es una plataforma digital que pone en contacto a anfitriones que realizan actividades gastronómicas en su propia casa con viajeros que quieren conocer la ciudad y la gastronomía local de una manera distinta y cercana. Anfitriones e invitados forman una comunidad donde todos aprenden de todos alrededor de la mesa.

MADRID-COOL-BLOG-VIZEAT-terraza-panoramica-G
Las vistas del terrazón. Foto de www.madridcoolblog.com

Aquí no se trata de comidas privadas en las que un chef prepara la comida y comes en su casa. Los anfitriones son gente normal como tú y como yo que organizan comidas o fiestas en su casa y disfrutan contigo de la velada. De esta forma, puedes conocer un poco más a la gente que te invita a su casa, compartiendo mesa y mantel. ¿Qué mejor para empaparte de una ciudad que comer y charlar con la gente que vive en ella? La mejor manera para descubrir de primera mano la comida casera de un país.

El funcionamiento de la plataforma es muy sencillo. Escoges el país y la ciudad y solicitas una reserva para la experiencia foodie que más te guste. Y en cuanto esté aceptada y te confirmen, ¡ya está! Para probar VizEat estuve echando un ojo a su página y me quedé prendado a la primera con el plan de Patricia: una terraza enorme en la última planta de un edificio de Almagro donde poder disfrutar de una cena casera al atardecer. Suena bien, ¿no?

MADRID-COOL-BLOG-VIZEAT-terraza-pareja-G
Patricia y Nico. Foto de www.madridcoolblog.com

Preparar comidas y fiestas en casa no es algo nuevo para Patricia, de hecho, es algo que le viene de familia. Las fiestas de cócteles que organiza su abuela con 82 años son memorables. Su padre es todo un apasionado del vino, desarrollando ediciones limitadas de la bodega Puente del Ea. Está claro que Patricia lo de ser foodie lo lleva en el ADN… y en su cuenta de Instagram: @titotxef.

Y claro, tiene la terraza en el centro de Madrid que todos deseamos. Después de llamar al telefonillo y abrirme las puertas de su casa, me llevó a la joya de la corona y me quedé con la boca abierta. Si has visto las fotos, sabrás que no estoy exagerando.

MADRID-COOL-BLOG-VIZEAT-ibericos-quesos-G
Embutidos ibéricos y quesos. Foto de www.madridcoolblog.com

Eso sí, rápidamente cerré la boca una vez sentado a la mesa. La cena empezó con una “tabla de ibéricos con salmorejo casero” y una “fondue de queso en hogaza de pan”. Los ibéricos estaban deliciosos, el salmorejo bien fresquito y el queso recién fundido perfecto para empezar con ritmo la cena.

MADRID-COOL-BLOG-VIZEAT-vichyssoise-G
Vichyssoise. Foto de www.madridcoolblog.com

Sé que cada foto tiene una iluminación diferente. Pero es lo que pasa cuando el tiempo se te pasa volando y se está haciendo de noche. Charlando y charlando llegó la “vichyssoise con un toque de cebollino”. Ideal para bajar la temperatura del cuerpo. Hasta los más reacios al puerro (como es mi caso) caerán rendidos.

MADRID-COOL-BLOG-VIZEAT-atun-G
Atún macerado en soja. Foto de www.madridcoolblog.com

El plato principal consistió en “atún macerado en soja acompañado con espárragos trigueros”. Sin trampa ni cartón, todo a la plancha y con sabor de las buenas materias primas. Créeme, estaba mucho más bueno que una amplia mayoría de platos de restaurantes más pro.

MADRID-COOL-BLOG-VIZEAT-brownie-G
Brownie de chocolate blanco. Foto de www.madridcoolblog.com

Rematamos la cena con un “brownie de chocolate blanco con nueces y helado de vainilla”. Una versión diferente de un clásico que las hermanas de Patricia endulzan aún más añadiendo dulce de leche. Esta última opción no la he probado nunca, pero tiene que ser una auténtica bomba.

Entre el estupendo menú, una terraza con vistas fantásticas y la muy agradable compañía de Patricia y Nico, se me fue el tiempo volando. Terminé con la sensación de haber estado cenando en casa de dos viejos amigos. Comiendo, bebiendo y charlando sobre Madrid.

Lo que me ha quedado claro es que en alguna de mis próximas escapadas pienso rastrear VizEat. Conocer la cocina catalana a bordo de un barco en Barcelona, aprender los secretos del tiramisú en Roma, visitar los mercados de Oporto y preparar una buena francesinha… ¡Las posibilidades son casi infinitas!

 

*ARTÍCULO PATROCINADO*

Puedes seguirme en Instagram + FaceBook + Twitter + Bloglovin´

Comparte nuestro post

Discusión

1 comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*